Elektra Natchios vuelve a tener serie propia en Marvel tras mucho tiempo de sequía. ¿Qué sensaciones ha dejado este nuevo volumen?
Por Javi Jiménez

Acabo de terminar la última página del nuevo volumen de Elektra y me ha subido un gustirrinin por la nuca de esos que sabes que después vas a dormir como un recién nacido recordándolo. Esta nueva encarnación de Elektra Natchios, nuestra asesina a sueldo ninja favorita, corre a cargo de W. Hade Blackman(autor de varias historias de Star Wars ) y Mike del Mundo (X-Men Legacy, el nuevo volumen de Marvel Now todavía inédito en España).  El primer tomo con los 5 números que constituyen el primer arco argumental fueron publicados el pasado mes de abril en nuestro país en el formato 100% Marvel.

Una fecha muy oportuna ya que después de ver la serie de Daredevil, daban ganas de visitar a alguno de los vecinos cercanos del hombre sin miedo y esta nueva historia de Elektra tenía muy buena pinta. Basta con hojear el volumen para quedarse prendido del personal estilo de sus páginas. Enseguida te das cuenta que no es otro de los cómics del mainstream superheroico cortados con el mismo patrón.  Una vez echas un vistazo a lo que Elektra te ofrece te das cuenta de que es un cómic hecho con artesanía y ganas de contar algo  de manera original.

No importa que al personaje lo conozcas de aquellas infames películas del amanecer del Universo Marvel Cinematográfico y que tenga para ti bien poco interés. Elektra ha demostrado ser un personaje difícil de hacer interesante fuera de la órbita de Daredevil con varias intentonas de sacar serie regular a lo largo de los años que al final quedaron en nada.

Empezar con esta splash page lo dice todo sobre este cómic

En este caso, la historia es sencilla: Elektra necesita salir de Nueva York cuanto antes así que va en busca la primera misión de cazarrecompensas que le lleve lo más lejos posible de la ciudad. ¿Cómo iba a saber ella que acabaría atrapada entre dos de los villanos más poderosos  del planeta? Sin embargo, para alguien como Elektra, prácticamente nacida para luchar, derrotar a sus enemigos no de bería ser un gran problema. Mucho más complicado será poner en orden su vida.

De esta manera aprovecha Hade Blackman para llevarnos por las partes más exóticas del Universo Marvel, desde la Tierra Salvaje, África,  la Antártida y  ciudades sumergidas en Asia. Avalado por las ilustraciones Mike del Mundo, el impresionante dibujante al que pudimos ver por X-Men Legacy de Simon Spurrier, un volumen injustamente pasado por alto en este Universo Marvel Now repleto de títulos, no parece un mal menú.

Por ello, el aspecto gráfico del cómic es alucinante empezando por la narrativa y acabando por el coloreado de Marco D’Alfonso consiguen crear un cómic que es una gozada para la vista. Una narración fluida y alejada de lo convencional le que da genial a la serie:  esto es un cómic de Elektra así que es requisito que aparezca trepidante acción ninja. Y si se puede dibujar de una manera tan deliciosa como lo hace Mike Del Mundo, pues mejor.

El único punto flaco es un guión bastante anodino, esta desde luego no pasará a la historia por tener el mejor guión o la mejor trama sin embargo si es lo suficiente bueno como para que no nos eche para atrás. Casi parece que el guionista haya decidido descargar el peso del argumento para dejar al dibujante dar rienda suelta a sus habilidades pictóricas, en este caso con buen resultado.

Esta etapa de Elektra va a ser muy cortita, siendo el número 11, a publicar en este mismo mayo,  el último de la colección cancelada quién sabe si para dar a Del Mundo un personaje de mayor categoría con el que jugar. Sin embargo esto no nos va a evitar disfrutar de un par de tomos con un arte fantástico y que vale la pena  considerarlo para añadirlo a vuestras estanterías.

Sigue a Todo Marvel en Twitter: @TodoMarvel y si te gusta, comparte.